revista esteticistas
  ARTÍCULOS
   
   
 
   
 
INCENTIVOS Y MEDIDAS DE FOMENTO Y PROMOCIÓN DEL TRABAJO AUTÓNOMO

La Ley 31/2015, que entrará en vigor el próximo 10 de Octubre de 2015, modifica y amplia, entre otras, la Ley 20/2007 del Estatuto del Trabajo Autónomo.


De hecho introduce un nuevo Capítulo, dentro del Título V de la norma bajo el título Incentivos y medidas de fomento y promoción del trabajo Autónomo, que incluye una serie de mejoras en las cuotas de seguridad social y otras mejoras para este colectivo.


Indicamos en los siguientes párrafos las fundamentales:


Cuotas a pagar

1.- Tarifa Plana de 50 € mensuales durante los seis meses inmediatamente siguientes a la fecha de efectos del alta, para los trabajadores que no hayan estado en situación de alta en los 5 años anteriores en el Régimen de Autónomos. Para el pago de esta cuota, se ha de optar por la base mínima prevista para el régimen, que en 2015 es de 884,40 €.

Esta cuota se abonará durante doce meses, si el beneficiario tiene un grado de discapacidad igual o superior al 33 %, las víctimas de violencia de género y las víctimas del terrorismo.


2.- Bonificación del 80 % de la cuota que salga a pagar, en caso de optar por una base superior a la mínima (desde 884,40 € hasta 3606,00 €). Es decir, si se opta por una base de 1.500 € y no se ha sido autónomo durante los últimos 5 años, bonificarán la cuota un 80 %. Ejemplo.- Sobre 1.500 € siendo el tipo del 29,8%, la cuota resultante ascendería a 447€. Aplicando sobre la cuota a pagar la bonificación, en este supuesto el importe final a pagar sería de 89,40 €.

Esta bonificación será de 12 meses, si el autónomo tiene un grado de discapacidad igual o superior al 33 %, las víctimas de violencia de género y las víctimas del terrorismo.


3.- Después de los seis meses iniciales, se aplicará sobre la cuota a pagar las siguientes reducciones o bonificaciones. En cada línea, se indica la cuota a pagar si se elige la base mínima.


· 50% desde el mes 7º al 12º - 131,77€
· 30% desde el mes 13º al 18º -184,48€


En caso de personas con grado discapacidad igual o superior a 33%, víctimas de violencia de género y víctimas del terrorismo, con independencia de la base elegida, se aplicará una reducción del 50 % durante el segundo año hasta el quinto de ejercicio de actividad.


4.- Si el autónomo es menor de 30 años, o menores de 35 años en caso de mujeres, y no ha estado en alta en los últimos 5 años en el régimen, su alta inicial, se añadirá una bonificación adicional equivalente al 30 % sobre la cuota en los 18 meses siguientes. En este supuesto la duración máxima de las reducciones y bonificaciones será de 30 meses.

La gran novedad de la nueva regulación, en cualquier caso, es que las bonificaciones y reducciones previstas, resultarán de aplicación aun cuando una vez iniciada su actividad, se empleen a trabajadores por cuenta ajena.

Además, a los trabajadores autónomos que lo estén con anterioridad a la entrada en vigor de esta Ley y que vengan disfrutando de reducciones y bonificaciones previstas en su momento de alta, le seguirán siendo de aplicación aunque empleen a trabajadores por cuenta ajena.



Bonificación por altas de familiares colaboradores de trabajadores autónomos

El cónyuge y familiares de trabajadores autónomos por consanguinidad o afinidad hasta el segundo grado inclusive, que se incorporen al Régimen de Autónomos, siempre y cuando no hubieran estado de alta en los últimos 5 años inmediatamente anteriores, tendrán derecho a una bonificación durante los 24 meses siguientes a la fecha de efectos del alta del:


· 50% desde el mes 1º al 18º - 131,77€ (cuota a pagar)
· 25% desde el mes 19º al 24º - 197,66€ (cuota a pagar)


Bonificación en periodo de descanso por maternidad, adopción, acogimiento, riesgo durante el embarazo, riesgo durante la lactancia natural o suspensión por paternidad.


Los trabajadores autónomos que en su ausencia o baja en el trabajo por alguno de los motivos indicados arriba, que sean sustituidos por otras personas con contrato de interinidad, se les aplicará una bonificación del 100 % de la cuota a aplicar sobre la base mínima.

Compatibilización de la prestación por desempleo con el inicio de una actividad por cuenta propia.

Los trabajadores que causen alta como trabajadores por cuenta propia, podrán compatibilizar la percepción mensual de la prestación de desempleo que les pudiera corresponder con el trabajo autónomo, por un máximo de 270 días (9 meses), siempre que se solicite en el plazo de 15 días a contar desde la fecha de inicio de la actividad por cuenta propia.

La realización de un trabajo por cuenta ajena cualquiera que sea la jornada, supondrá el fin de la compatibilización.

Se excluyen de esta medida las personas cuyo último empleo haya sido por cuenta propia, y quienes hayan hecho uso de este derecho u obtenido el pago único de la prestación en los 24 meses inmediatamente anteriores.

Tampoco se incluirán quienes se constituyan como trabajadores autónomos y suscriban un contrato para la realización de su actividad profesional con el empleador para el que hubieran trabajado inmediatamente antes al inicio de la situación legal de desempleo.

Ampliación del tiempo de suspensión de la prestación de desempleo con derecho a su recuperación
Se podrá suspender la prestación de desempleo con derecho a retomarla, si se realiza un trabajo por cuenta ajena de duración inferior a doce meses, o por cuenta propia por duración inferior a sesenta meses (5 años).


Capitalización de la prestación por desempleo.

PAGO UNICO.-

La capitalización podrá abonarse hasta el 100 % del valor actual del importe de la prestación, en los siguientes supuestos:

a) Alta como autónomo.- El importe se dará en un solo pago cuando corresponda a la inversión necesaria para el desarrollo de la actividad por cuenta propia, incluido el importe de las cargas tributarias para el inicio de la actividad.

No se incluyen los trabajadores autónomos dependientes de una entidad que hayan suscrito un contrato con una empresa con la que hubieran mantenido vínculo contractual previo inmediatamente anterior.

b) Aportación al capital social.- se abonará hasta el 100 % de la prestación, cuando ésta se destine a realizar una aportación al capital social de una entidad mercantil de nueva constitución o constituida en un plazo máximo de doce meses, siempre que se vaya a poseer el control efectivo de la misma.

Quienes capitalicen así la prestación, podrán destinar la misma a los gastos de constitución y puesta en funcionamiento de una entidad, así como al pago de las tasas y tributos. Podrán además destinar hasta el 15 % de la cuantía de la prestación al pago de servicios específicos de asesoramiento, formación e información relacionados con la actividad de emprender.

Si la cantidad a destinar fuera inferior a la prestación a la que se tiene derecho, el resto cubriría las cuotas de la seguridad social de autónomos.

PAGO DE LA PRESTACION CON CARGO A CUOTAS DE LA SEG.SOCIAL

Se podrá abonar mensualmente el importe de la prestación para subvencionar la cotización del trabajador por las mismas cantidades de cuota que se calcularon en el momento de inicio de alta de la actividad, sin considerar futuras modificaciones. El abono se realizará previa comprobación de que el trabajador se mantiene en alta en la Seguridad Social en el mes correspondiente.

En cualquier caso, no tendrán derecho a percibir prestación por desempleo en pago único, quienes en los 24 meses anteriores a su solicitud hayan compatibilizado el trabajo por cuenta propia con la prestación por desempleo de nivel contributivo.

Una vez percibida la prestación, el beneficiario deberá iniciar en el plazo máximo de un mes la actividad y darse de alta como trabajador por cuenta propia.

Capitalización de la prestación de Cese de Actividad (Prestación a la que acceden los autónomos cuando cesan sus actividades).

Quienes sean titulares del derecho a la prestación por cese de actividad (autónomos que previamente hayan cotizado a dicho derecho) y tengan pendiente de percibir un periodo de al menos seis meses, lo podrán percibir de una sola vez.

Tendrán que acreditar que el importe de la citada prestación se destinará a realizar una actividad profesional como trabajadores autónomos, o destinen el 100 % a realizar una aportación al capital social de una mercantil nueva o constituida en el plazo máximo de los 12 meses anteriores a la aportación, siempre que vayan a poseer el control efectivo de la entidad.

Una vez percibida la prestación, el beneficiario deberá iniciar en el plazo máximo de un mes la actividad y darse de alta como trabajador por cuenta propia, o acreditar en su caso que está en fase de iniciación.

Quienes capitalicen así la prestación, podrán destinar la misma a los gastos de constitución y puesta en funcionamiento de una entidad, así como al pago de las tasas y tributos. Podrán además destinar hasta el 15 % de la cuantía de la prestación al pago de servicios específicos de asesoramiento, formación e información relacionados con la actividad de emprender.

Si la cantidad a destinar fuera inferior a la prestación a la que se tiene derecho, el resto cubriría las cuotas de la seguridad social de autónomos.



ARRABE INTEGRA - Dpto. Administración y creación de empresas
   volver